El nuevo juego del Leicester gira alrededor de James Maddison | Soccer City
6445
post-template-default,single,single-post,postid-6445,single-format-standard,qode-news-1.0.2,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,transparent_content,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive
James celebrando uno de sus goles. Foto: Premier League

El nuevo juego del Leicester gira alrededor de James Maddison

Pocos son los reductos que quedan de aquel Leicester campeón en 2016. Ese equipo exquisito en la disciplina táctica y en tirar contras supersónicas con Vardy como hombre en punta parece ir convirtiéndose en un conjunto más combinativo y con mejor trato del balón.

Muchos dudaban de cambiar el estilo. Puel, hasta la campaña pasada, estuvo cuestionado y se dudó de su continuidad. Ahora con el apoyo de la directiva y asimilando el trágico fallecimiento del propietario del club tiene plenos poderes para crear un nuevo Leicester con el balón y la posesión como principales aliados. Por ahora la propuesta no acaba de germinar. Existen cruces de vías entre un fútbol pasado y con olor a campeón y otro más creativo, que tiene que tener un tiempo de cocción para que salga a la luz.

James Maddison, el cambio de juego pasa por sus botas

Con todos los ingredientes sobre la mesa, uno de los futbolistas que está provocando este giro es James Maddison. El atacante inglés está siendo el principal revolucionario del juego de los ‘foxes’. Un jugador versátil y ligero que está llevando al Leicester a ser un equipo más reconocible a los ojos de Puel. Un futbolista liviano y habilidoso que está sirviendo de enganche perfecto entre el medio campo y el ataque.

Leicester Soccer City

Maddison finalizó su estancia en Norwich con 16 goles y 13 asistencias en 53 partidos | Foto: Premier League

Destacando el año pasado en las filas del Norwich, el Leicester no dudó en abordar su fichaje. 25M€ magníficamente invertidos para cambiar el estilo de los zorros. El fichaje más caro del Leicester en este pasado mercado de verano y el tercero más caro en su historia. Como si de una balanza de valor se tratara, Maddison, desde el primer momento, ha demostrado sobre el campo las libras que se gastó el Leicester en él.

Su visión de juego con el balón cosido al pie derecho y sus pases entre líneas están siendo de lo mejor de un Leicester que no acaba de despegar a nivel de resultados. Una pieza fundamental que convive perfectamente con el recorrido de Mendy desde el medio campo y que tiene el poder de conectar con Vardy y sus famosas carreras a la espalda de la defensa. Un equipo que no quiere olvidar su reciente historia en torno al juego, pero que se verá obligado tanto por Puel como por futbolistas como James Maddison.

La proyección de Chilwell en el lateral izquierdo no parece tener límites

Si Maddison expone a grandes rasgos el cambio de juego que pretende el Leicester, Chilwell representa la juventud y las ganas de progresar de una de las grandes promesas del fútbol inglés. El canterano de los ‘foxes’ ha ido creciendo poco a poco como futbolista. Siendo testigo directo de la histórica Premier conquistada en 2016, su evolución como futbolista no ha parado durante estas últimas campañas.

Leicester Soccer City

Chilwell ha jugado tres partidos con la Inglaterra de Southgate a sus 21 años | Foto: Premier League

A día de hoy es el lateral izquierdo titular del Leicester sin ninguna discusión. Un futbolista con unas ganas increíbles de progresar y cuya proyección por la banda izquierda, con velocidad y control de balón, hacía mucho tiempo que no se veía en Inglaterra. La aportación de Chilwell a este Leicester ha hecho que Fuchs -campeón y titular con el Leicester hace dos años- todavía no haya debutado en la Premier esta temporada. Detalles que marcan el nivel al que se encuentra el defensa británico.

Mendy por fin se ha establecido como titular

Etiquetado en su momento como el nuevo Kanté cuando N’Golo se fue al Chelsea, la travesía de Nampalys Mendy en Inglaterra ha sido ardua y con muchos baches. A pesar de pertenecer a la disciplina del Leicester desde 2016, el franco-senegalés no ha conseguido establecerse en el King Power hasta esta campaña. Un episodio de dos temporadas donde ha compaginado algún partido con el Leicester y una cesión al Niza, disputando 14 partidos en el campeonato francés.

Leicester Soccer City

La salida de Shakespeare provocó la transición de un juego más táctico a uno más combinativo | Foto: Premier League

Con Puel siendo su principal valedor y arrancando por primera vez desde el inicio de temporada como entrenador del Leicester, el galo no ha dudado a la hora de alinear a Mendy. Tanto Nampalys como Ndidi son los motores de un Leicester que todavía está engrasando la maquinaria. Un futbolista rápido y con buen manejo de balón que casa perfectamente con el físico de Ndidi como pivote más estático en medio campo y con el mencionado James Maddison.

Ghezzal no está cubriendo las expectativas a la hora de relevar a Mahrez

Ghezzal está siendo uno de los nombres propios en clave negativa del Leicester. El argelino no se ha acomodado al juego inglés y sus altas revoluciones. Un futbolista muy irregular durante toda su carrera que por ahora sigue por los mismos derroteros en Inglaterra. Ocupando la posición que ostentaba Mahrez hasta la campaña pasada, en ningún momento ha podido emular ni acercarse a los números cosechados por su compatriota.

Ghezzal es un futbolista no falto de calidad y desborde, pero muy intermitente y con muchas dificultades a la hora de combinar con sus compañeros. Hasta ahora Puel ha tenido que hacer malabares para colocar a un extremo derecho. Un jugador que desborde y aporte ritmo al ataque de los ‘foxes’ y que tenga buena sintonía con James Maddison. Por ahora la versatilidad y el juego de posiciones de Ricardo Pereira le están valiendo para completar un perfil derecho que sufre con las pocas subidas que aporta Amartey.

Vardy se encuentra muy desasistido en punta de ataque

Uno de los jugadores a los que más le está afectando la salida de los pilares que fueron campeones en 2016 es Jamie Vardy. El delantero inglés está teniendo muy pocas ayudas de sus compañeros en ataque, con un Iheanacho que aparece y desaparece en los partidos. La salida de Mahrez a Manchester ha privado a Vardy de uno de sus mejores asistentes lanzando balones al espacio.

Leicester Soccer City

Vardy suma tres goles en lo que va de temporada | Foto: Premier League

El juego más combinativo y en equipo de los ‘foxes’ aleja aún más a un Vardy que se siente más cómodo jugando a la espalda de los defensas y no tanto bajando a combinar con hombres de ataque como Maddison o Mendy. Un nuevo juego que ahoga al punta británico y que le obligará a reciclarse si no quiere bajar de manera considerable su número de goles.

El Leicester se encuentra en una encrucijada. Deben dejar de una vez por todas el pasado que les cubrió de gloria para mirar al futuro con otros ojos y sabiendo que aquellos pilares que les hicieron campeones hace dos temporadas ya no están en la plantilla para practicar ese tipo de fútbol más táctico y de contra. Lavarse la cara, mirarse al espejo y reconocer y asimilar el presente sabiendo que será muy difícil que puedan volver aquellos tiempos pretéritos.

Publica un comentario

Síguenos en @soccercityes

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies