Equilibrio perfecto entre veteranía y juventud | Soccer City
4699
post-template-default,single,single-post,postid-4699,single-format-standard,qode-news-1.0.2,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,transparent_content,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive

Equilibrio perfecto entre veteranía y juventud

Hace 10 años, Ainhoa Tirapu, Erika Vázquez y Vanesa Gimbert jugaban en Primera División y eran titulares con sus respectivos equipos; Athletic Club y Rayo Vallecano. Hoy, una década después, las tres presumen de veteranía y son piezas imprescindibles en el proyecto de Joseba Agirre, técnico rojiblanco.

Hay deportistas que dedican toda su vida a un mismo club y para quienes el tiempo parece que no pasa. Se las ve comenzar desde su juventud, en muchos casos incluso desde su adolescencia, y se convierten en pilares tan importantes del equipo, que parece que siempre van a estar ahí. Es el caso de Ainhoa Tirapu y Erika Vázquez, que este año suman su decimocuarta temporada en las filas del Athletic Club.

No acumula tantas Vanesa Gimbert, que ha comenzado su séptima temporada como rojiblanca, pero que desde que llegó en 2013, también se ha convertido en un eje fundamental del equipo. Es además, con 38 años, la jugadora más veterana de toda la plantilla, llegando a doblar la edad de una de las leonas más jóvenes, Damaris Egurrola.


«Vanesa Gimbert, con 38 años, dobla la edad a una de las más jóvenes, Damaris Egurrola (19)


Tres jugadoras, tres posiciones. Ainhoa Tirapu defiende la portería. Vanesa Gimbert alterna la defensa con el centro del campo. Y Erika Vázquez se encarga de marcar los goles. Todas fueron internacionales con la Selección. Entre las tres, solo en Liga Iberdrola acumulan 759 partidos y casi 65.000 minutos. Tirapu tiene 34 años, Erika 35 y Gimbert 38.  Detrás, una selección de jóvenes jugadoras pisan fuerte reclamando su lugar. Pero ellas, las veteranas, todavía tienen mucho que decir.

La capitana bajo palos

Ainhoa Tirapu debutó en la temporada 2005/06 con el Athletic, procedente del Puebla y formada en el Lagunak. Disputó 5 partidos esa primera temporada, pero fueron suficientes para que la siguiente temporada, fuera la guardameta titular de Íñigo Juaristi. Desde su debut, ha firmado hasta la fecha 295 partidos en Liga defendiendo la elástica rojiblanca y acumula 25.549 minutos. Nadie ha podido hacerle sombra desde entonces. Pero, ¿qué tiene Tirapu?

Ainhoa Tirapu capitana del Athletic forma junto a sus compañeras antes de un partido | Foto: Athletic Club

La guardameta, nacida en Pamplona, es uno de los referentes de este Athletic, y durante muchos años también fue titular con la Selección Española. Hasta el Mundial de Canadá en 2015, a partir de donde desapareció de las convocatorias debido a la aparición de nombres como Lola Gallardo, Sandra Paños y Mariasun Quiñones. Ainhoa disputa los partidos con la confianza de quien lleva muchos partidos a su espalda, y es la capitana del club desde la retirada de Iraia.

Aporta seguridad al club, y todavía el Athletic no ha sido capaz de encontrar ningún reemplazo para la veterana jugadora, que debutó con 21 años y ya tiene 34. Forma parte de una generación de futbolistas que llevaron al Athletic a lo más alto cuando, hace tres años, levantaron el título liguero tras nueve años en blanco, imponiéndose al Atlético de Madrid y al Barça. Actualmente, disputa su decimocuarta temporada como rojiblanca. Andere Leguina, también veterana, espera pacientemente su oportunidad. Pero de momento, su relevo ni está, ni se le espera.

La eterna goleadora

Toda una vida en el club es lo que lleva Erika Vázquez en el Athletic. Salvo la temporada 2010/11 en la que jugó en el RCD Espanyol, desde 2004 ha defendido ininterrumpidamente la elástica rojiblanca. Como Tirapu, empezó con 21 años, pero llegó al club rojiblanco una temporada antes. Ahora, 14 años después sigue siendo una de las referentes del equipo en ataque, y no es para menos, viendo sus números.

Con 317 partidos disputados en Liga y 227 goles anotados, la delantera es la máxima goleadora de la historia del club, y la segunda en el cómputo general entre la sección masculina y femenina, solo por detrás de Telmo Zarra. En las 13 temporadas completas que ha disputado hasta la fecha, tiene una media de 17,5 goles por Liga.

Ha sido la máxima goleadora del equipo en 10 ocasiones, 7 en solitario, y 3 de forma compartida. Su peor registro fue en la temporada 2015/16, donde anotó 9 goles -siempre hablando en términos ligueros-. Y su mejor marca data de la temporada 2008/09, con 32 dianas. Erika es de esas jugadoras que no pierde el gol.

Erika Vázquez Athletic Club Liga Iberdrola Soccer City

Erika Vázquez en el partido frente al FC Barcelona de la temporada pasada. | Foto: Athletic Club

La temporada pasada anotó 13 goles, compartiendo el ‘Pichichi’ particular del equipo con Nekane. Tiene una sorprendente facilidad para desbordar y encontrar las mejores ocasiones, por no hablar de su técnica en los lanzamientos de falta. Es la jugadora que, tras 13 temporadas, sigue echándose al equipo encima en los momentos complicados y sigue dando goles que valen partidos.

Veteranía polivalente

Vanesa Gimbert es mítica del fútbol femenino español, habiendo militado en equipos como el Levante UD, el Rayo Vallecano, y el Espanyol, equipos punteros en su día. En el Levante, conquistó dos Superligas -formato con el que se conocía a la Primera División Femenina hasta 2011 y dos Supercopas de España- que antes se disputaban entre el campeón de Liga y de Copa. En el Rayo, sumó dos Ligas y dos Copas. Y tras su paso por el conjunto catalán, recaló en el Athletic Club.

Su caso es diferente al de Erika y Tirapu, ya que llegó al club rojiblanco con mucha madurez futbolística a su espalda, y tras desarrollar una increíble polivalencia. Pudiendo jugar tanto de defensa como centrocampista, Gimbert se adapta siempre a las necesidades del equipo. Incluso respondió cuando se necesitaron sus goles; anotó 13 en su primera temporada como rojiblanca. Gracias a su experiencia, se hizo con un puesto fijo en el once titular. Y ahí se ha mantenido desde entonces.

Madurez, veteranía y jerarquía en el centro del campo, o en la defensa. Vanesa Gimbert es la jugadora más veterana del equipo y, aunque todavía rinde y responde a lo que le pide Joseba Agirre, empieza a notar la competencia que viene detrás: jugadoras con la mitad de años que ellas.

Jóvenes e internacionales

El Athletic, fiel a su filosofía, se nutre principalmente de las jugadoras que se forman en la cantera. Y lo cierto es que es una cantera que, internacionalmente, aporta bastantes jugadoras a las Selecciones de categorías inferiores, y también a la absoluta, aunque en menor cantidad. Andrea Sierra, Oihane Hernández, Damaris Egurrola, Maite Oroz y Lucía García ya saben lo que es ser internacionales. Y estas tres últimas, también saben lo que es ser titulares con el Athletic.

Damaris Egurrola Athletic Club Liga Iberdrola Soccer City

Damaris Egurrola disputa un balón ante el Sporting de Huelva en la presente temporada | Foto: Athletic Club

Con Damaris Egurrola y Maite Oroz, las rojiblancas tienen el centro del campo asegurado. Gimbert baja su posición en favor de estas dos jugadoras, con una visión de juego que, de mantener, deparará muchas cosas positivas. Damaris no suele perder muchos balones, pero cuando lo hace, los suele recuperar ella misma. Es rápida, tiene un buen tiro exterior, y además gana muchos balones por lo alto. Se despliega y ayuda. Y se complementa a la perfección con Maite Oroz.


«El Athletic tiene a veteranas como referentes, pero las jóvenes vienen pisando fuerte


Está también Lucía García, que cada vez coge más fuerza en la delantera y que es rápida, muy rápida. Se le da bien cazar balones en profundidad, y nunca da uno por perdido. Lee muy bien los partidos y muchas veces actúa como revulsivo. Ellas son las más destacadas y las que ya tienen un hueco en el Athletic. Son las jugadoras que harán la transición -cuando jugadoras como Erika y Gimbert se retiren- más sencilla. Pero detrás, también vienen otras jugadoras como las ya mencionadas Sierra, Hernández, Leia Zárate, Ane Azkona, o la reciente debutante Nerea Nevado.

El equilibrio perfecto

Así, jugadoras veteranas como Erika, Tirapu y Gimbert se complementan con la juventud y la frescura de jugadoras, como las también mencionadas Damaris, Oroz y Lucía García. A su vez, jugadoras como Eunate, Nekane, Yulema Corres o Ainhoa Moraza, no tan veteranas pero con experiencia en el club.

Forman este grupo de jugadoras que tiene una base sólida de jugadoras experimentadas pero en las que poco a poco se van haciendo hueco aquellas que, inevitablemente, en algún momento darán el relevo generacional. La única que de momento no está viviendo esa competencia es Tirapu.

La combinación funciona. Los goles de Erika y Nekane se complementan con las asistencias de Oroz -lesionada de gravedad ante el Atlético de Madrid- y Egurrola, y Tirapu sabe que tiene en Gimbert, Eunate y Moraza, una línea defensiva fiable. Además, Lucía García revoluciona el partido con su velocidad.

Las rojiblancas cuentan así con la veteranía y el desparpajo, logrando una combinación que les llevó a ser terceras, tan solo por detrás de Atlético y FC Barcelona, un escalón por encima, pero ante quienes las leonas sacaron un punto y tres, respectivamente.

Joseba Agirre cuenta a su disposición con una plantilla completa que, cuando no está plagada de lesiones -como pasa actualmente-, genera una dulce armonía entre lo viejo y lo nuevo; entre quien ya conoce y entre quien tiene toda su carrera por descubrir.

 

Publica un comentario

Síguenos en @soccercityes

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies