Tenerife busca gol y la identidad perdida | Soccer City
6014
post-template-default,single,single-post,postid-6014,single-format-standard,qode-news-1.0.2,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,transparent_content,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive

Tenerife busca gol y la identidad perdida

Pocos se esperaban un inicio de temporada tan decepcionante en cuanto a resultados de un equipo que por historia siempre debe partir como candidato a entrar en play off. Pero lo cierto es que el Tenerife muestra signos de debilidad y ansiedad, sobre todo tras la destitución de Joseba Etxeberría y la posterior contratación de Jose Luis Oltra.

La llegada del valenciano ha traído consigo ciertos cambios en el conjunto tinerfeño. Un equipo que no había conseguido ganar ningún partido este curso con ‘Etxebe’ en el banquillo (3 empates y 2 derrotas), con Oltra logró sacar un empate de Córdoba con un jugador menos y una convincente victoria contra el Cádiz en casa.

Tenerife Soccer City

Nano celebrando su gol ante el Cádiz | Foto: CD Tenerife

Sin embargo, durante el tercer y cuarto compromiso del calendario, se vio a un gris Tenerife. Contra el Mallorca sufrió en exceso en Son Moix, en un inicio fulgurante de los de Vicente Moreno. Los largos laterales del equipo bermellón hicieron mucho daño a un conjunto que jugó con tres centrales y dos carrileros. Salva Ruiz, lateral izquierdo, regaló a Aridai el primer gol del partido, y una subida de Fran Gámez por el carril diestro provocó un desajuste para que, de nuevo, el canario participara en la jugada de gol, esta vez asistiendo a Lago Junior.

Si bien es cierto que el Mallorca ha ganado todo en su casa (a excepción de la derrota contra el Albacete), el equipo canario no fue rival para un recién ascendido. Contra el Lugo en casa, lejos de ver un equipo blanquiazul herido en su orgullo, se pudo apreciar a un conjunto sin ideas, profundidad, recursos ni puntería: De 20 lanzamientos, solo 1 a puerta.

El Tenerife, un equipo irregular en el arranque

Las sensaciones del Tete son cambiantes cada semana. Capacidad de reacción en Tarragona para rascar un empate en el 94 en la jornada inaugural, ineficacia e impotencia en Almería, donde fue incapaz de ganar tras jugar casi cuarenta minutos con un jugador más. Demostró tener el coraje necesario para empatar un partido que tenía perdido en el 92 contra el Deportivo y la autoridad para dominar al líder de la liga en La Rosaleda durante 45 minutos, aunque perdiera.

Cuajó un excelente partido en casa contra el Reus a pesar de la derrota (tiró 9 veces a puerta y 18 en total) en el último encuentro de Etxeberría como técnico chicharrero. Con la llegada de Oltra, el equipo vio como en el descuento perdía dos puntos en Córdoba tras aguantar media hora con un jugador menos por la expulsión de Luis Pérez y cómo se imponía a un endeble Cádiz en casa. Después, el Mallorca le pasó por encima, y contra el Lugo «mató de aburrimiento» a todos los espectadores que se dieron cita en el Heliodoro Rodriguez López

La llegada de Oltra, un soplo de aire fresco

Con Oltra, el Tenerife ha cambiado el esquema que utilizaba Etxeberría. Del 4-4-2 del vasco, el valenciano pasó a un 5-4-1 o 5-3-2 (aunque en la segunda parte de Son Moix volvió a jugar con defensa de 4). Sin embargo, el principal problema del equipo blanquiazul es algo que no se soluciona con un cambio en la colocación de los futbolistas sobre el tapete. Es mucho más sencillo que todo eso: No tiene gol.

Sin gol no hay paraíso. Es de los equipos que menos veces ha introducido la pelota en las redes del equipo contrario. Solamente Nastic y Cádiz han marcado una cifra más baja que los isleños: Siete el Tenerife, seis llevan andaluces y tarraconenses. De sus goleadores, un tanto fue en propia puerta y el resto se lo reparten entre jugadores de todas las líneas: Malbasic, Nano Mesa, Naranjo, Jorge Saenz, Aveldaño y Bryan Acosta, con uno cada uno. Ya no están Victor Casadesús, ni Choco Lozano ni Samuele Longo para responsabilizarse de algo tan importante como meter el balón en la meta del rival. Algo no funciona.

Tenerife Soccer City

Suso trata de avanzar ante la presión albivermella | Foto: CD Tenerife

Promedia algo más de un 50% de la posesión durante el inicio de esta campaña, pero no se sabe si se siente más cómodo sin el balón o con él. Cuando no lo tiene, sufre. Cuando domina, carece de recursos y de profundidad. Solamente unos pocos detalles de Suso Santana y la insultante seguridad de Luis Milla en el centro del campo sostienen a un equipo carente de fútbol.

El conjunto de Oltra tiene ante si un momento crucial en lo que va de temporada. Solamente ha sumado 8 puntos de 27 posibles y justamente ahora le llega un puerto de montaña difícilmente superable en una situación como esta. Durante las próximas cinco semanas se medirá a Zaragoza, Alcorcón, Numancia, Albacete y Osasuna. Casi nada. Salir vivo de ese Angliru futbolistico sería fundamental para la moral de un vestuario inmerso en una crisis de juego y resultados. No hacerlo sería introducirse en una dinámica negativa de compleja solución.

Publica un comentario

Síguenos en @soccercityes

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies